fbpx
+34 965 103 816 clientes@continuos.com

Modelo de color CMYK

 

El CMYK es un modelo de color que se usa en el sector de la impresión.

Su nombre proviene de los cuatro colores principales a partir de los que se construyen todos los demás: Cyan, Magenta, Yellow y Key (negro) .

Como dato interesante del CMYK conviene conocer que la mezcla de los tres primeros sobre un fondo blanco (cian, amarillo y magenta) da como resultado el cuarto color principal, el negro.

Dado que se trata de un sistema de clasificación de colores de los más usados en la actualidad, su conocimiento es esencial para diseñadores gráficos, así como su correcto uso a la hora de determinar los colores a emplear en cualquier diseño.

Este modelo de color también es conocido como cuatricromía.

gotas cmyk

¿Por qué utilizar el modelo de color CMYK?

 

Utilizar el modelo CMYK es muy fácil para los diseñadores gráficos, ya que estos requieren un sistema que ofrezca una mejor combinación de colores a primera vista, al no tener que combinar colores para crear el negro, resulta muy atractivo en cualquier imprenta o empresa de impresión.

El modelo CMYK se utiliza en la impresión digital, siendo algunas de sus ventajas las siguientes:

Al no tener que utilizar planchas como en la impresión offset, permite imprimir pocas unidades.

Los tiempos de entrega se reducen, siendo la opción más rápida para imprimir productos como las tarjetas de visita, flyers y folletos, calendarios, roll ups, carpetas, sobres y bolsas, etc.

Diferencias entre el modelo RGB y el modelo de color CMYK

El código RGB es un modelo de colores reconocido a nivel internacional. Este modelo tiene su base en los tres colores primarios rojo (Red), verde (Green), y azul (Blue).

Es posible representar cualquier color por medio de la suma de los tres básicos. Sobreponiéndolos todos se obtiene el color blanco.

Los colores que vemos en la pantalla del ordenador son RGB, mientras los colores a la hora de la impresión son CMYK.

Mezclando colores y creando magia con CMYK

 

Una de las ventajas del modelo CMYK es la capacidad de mezclar colores y crear una amplia gama de tonalidades. Imagina que eres un mago y tienes un pincel mágico con tinta CMYK en lugar de las tradicionales varitas mágicas. ¿Qué maravillosos colores podrías crear?

Digamos que quieres obtener un tono de morado profundo para resaltar la elegancia en tu diseño. Utilizando la tinta magenta y la tinta cian en proporciones adecuadas, podrías mezclarlas en tu paleta y lograr ese tono deseado. Agregar más tinta magenta te llevará a un morado más intenso, mientras que una mayor cantidad de tinta cian lo inclinará hacia un morado más azulado. 

Uso en Pantallas y en Impresión

 

La pantalla permite la visualización con millones de colores mientras la impresión es mucho más estricta. Esta es la razón básica por la que un archivo que se visualiza de una manera al ordenador no siempre corresponde al producto impreso.

Es decir, si un archivo es pensado por una visualización de pantalla el sistema RGB es lo mejor porque cubre un espectro de colores más grande.

Si, por otro lado, estás planificando la realización de un proyecto de impresión es mejor pasarlo de RGB a CMYK para que no tengas sorpresas después de la impresión.

La conversión de RGB a CMYK y viceversa es fácil, pues en general los menús del programa permiten hacerla en cuestión de segundos, aunque hay colores que son difíciles de conseguir con el modelo CMYK su utilización está muy extendida gracias a la impresión digital, consiguiendo actualmente una calidad de impresión excepcional.

colores cmyk

La importancia de CMYK en la impresión profesional

 

CMYK se ha convertido en el estándar para la impresión profesional debido a su capacidad para reproducir una amplia gama de colores. A diferencia del modelo RGB utilizado en pantallas digitales, CMYK está diseñado específicamente para la impresión y tiene en cuenta las características de las tintas y el papel.

Cuando diseñas para impresión, es fundamental tener en cuenta el modelo CMYK desde el principio. Imagina que has creado un hermoso diseño utilizando colores vibrantes en RGB, pero cuando lo imprimes, los colores no se ven igual de vivos.

Esto se debe a que RGB y CMYK tienen gamas de colores diferentes. Por lo tanto, es esencial convertir tu diseño a CMYK antes de enviarlo a imprimir para asegurarte de que los colores se reproduzcan fielmente.

Conclusión

 

CMYK es el modelo de colores esencial para la impresión en la industria gráfica. A través de la mezcla de cian, magenta, amarillo y tinta negra, los diseñadores podemos crear una amplia gama de colores y lograr resultados impresionantes con tus proyectos.

Comprender la importancia de CMYK y su papel en la impresión profesional es crucial para garantizar que tus diseños se vean exactamente como deseas.

Entonces, la próxima vez que estés inmerso en el mundo del diseño gráfico y te encuentres sumergido en una paleta de colores, recuerda la magia de CMYK y cómo puede ayudarte a crear diseños impresionantes que cautiven a tu audiencia.

¡O puedes dejarlo de nuestra mano y nuestros creativos se ocuparán de todo!

También te puede interesar

Publicidad para empresas

Publicidad para empresas

Descubre cómo la combinación perfecta entre publicidad impresa y publicidad digital puede impulsar tu marca y tu negocio hacia el éxito.

leer más
Acabados de Impresión

Acabados de Impresión

Aprende sobre los acabados de impresión creativos que pueden sumar valor a tus productos impresos. Barniz, estampados, alta definición, texturas o tintas especiales.

leer más
Color del año 2024

Color del año 2024

Descubre la calidez en el Color Pantone del Año 2024: Peach Fuzz. ¡Deja que la pelusa de melocotón te guíe hacia un año lleno de momentos genuinos!

leer más

¡Compártelo!

¡Si te ha gustado compártelo con tus contactos! Te estaremos muy agradecidos.